Estamos orgullosos de nuestra diversidad.

Uno de nuestros valores corporativos, ROOTS, habla de nuestra diversidad como un factor diferenciador. Y por tanto, una de nuestras prioridades debe ser entender y aprovechar esa diversidad como un motor para impulsar nuestro crecimiento en la dirección correcta. La formalización de nuestra política de diversidad establece nuestros principios de igualdad y los mecanismos necesarios para ayudarnos a canalizar las inquietudes de los diferentes colectivos que constituyen nuestro equipo y ayudarnos a detectar y eliminar “barreras invisibles”.